domingo, 13 de enero de 2013

Catedral de La Valletta . Malta



De estilo barroco . Fue construida como iglesia conventual para la Orden de los Caballeros Hospitalarios de San Juan.
 Los caballeros de la Orden eran nobles de las familias más importantes de Europa, y su misión era proteger la fe católica de los ataques de los turcos otomanos. Tras defender la pequeña isla de Malta de los otomanos en el Gran Sitio de 1565, Malta se convirtio en una fortaleza que correspondía a la orden militar y construyó una nueva capital digna de los nobles, La Valletta. En el centro de La Valletta construyeron su Iglesia.
 Proyectada por arquitecto maltés Gerolamo Cassar en el último tercio del XVI. Es un edificio de una sola nave con capillas entre los contrafuertes. En el exterior sin apenas elementos decorativos, destaca la fachada muy austera, franqueada por dos torres campanario de planta cuadrada. 



Si observamos la imagen, vemos que el espacio entre las torres está diseñado en dos pisos y compartimentado por pilastras en calles; en la calle central la portada , donde la puerta con arco de medio, está enmarcada por columnas exentas de orden toscano que sostienen un entablamento, también toscano, y sobre él, en el segundo piso, un gran arco de medio punto con vano interior adintelado, rematando el conjunto un frontón triangular.

 El interior de una sola nave con capillas entre los contrafuertes. La nave central está cubierta con bóveda de cañón sobre arcos fajones decorada con fresco.



Las capillas laterales de planta cuadrada, están adscritas a las diversas procedencias de la Orden. Hay por tanto una capilla de Francia, de Italia, de Provenza, de Auvernia, de Aragón, de Castilla, León y Portugal... Cada una con el santo patrón correspondiente y los enterramientos de los Grandes Maestres. 


                                                                   Capilla de Aragón

Cuando entramos en el edificio observamos un gran contraste entre la sobriedad decorativas del exterior y la exuberante decoración interior, uno de los más claros ejemplos del " horror vacui". Las paredes están completamente talladas con emblemas de la orden, y los techos y lienzos pintados o decorados con pinturas y esculturas.. 



Hasta el suelo es un completo mosaico de enterramientos decorados con los escudos de los caballeros en mármoles de colores. 



No hay un lugar que no esté ornamentado, con motivos a base de madera doradas, mármol, piedra, frescos en los techos y los suelo, lo más llamativo de la Catedral, está compuesto por más de 400 lápidas de distinguidos caballeros de la Orden de San Juan. En casi todas aparece la cruz de Malta, símbolo típico del país.

 Responsables de esta exuberancia decorativa fueron, el Gran Maestro Cotoner que ordenó la decoración del interior de la Iglesia, el deseo de los caballeros de la orden por competir con las grandes iglesias de Roma y que donaron objetos y costearon las obras , y el gusto artístico de la época.
 Al frente del proyecto el artista calabrés Mattia Pretri. Pintor tenebrista influenciado por la obra de Caravaggio, que trabajó en Italia y en Malta. 



Preti transformó el interior de la con-catedral de San Juan en La Valletta, con una gran serie de cuadros sobre la vida y el martirio de Juan el Bautista (1661-1666).
 En sus diseños las paredes lisas de la nave y capillas fueron talladas con motivos complejos característicos de la ornamentación barroca transformando las paredes en un derroche de dorados follaje, flores y ángeles. 


¿ La Orden?

 La Orden, que se conoce como los Caballeros Hospitalarios de San Juan de Jerusalén, de Rodas y de Malta, datan de alrededor de 1050, cuando la República de Amalfi obtuvo permiso de califa Ali az-Zahir de Egipto para construir un hospicio en Jerusalén, junto con una iglesia y un convento, y ofrecer tratamiento y atención a los peregrinos de cualquier fe o raza.


Después de la Primera Cruzada, y bajo la dirección de su fundador la orden fue aprobada por una Bula Papal emitida por el Papa Pascual II en 1113.



En la actualidad la Orden sigue a siendo una organización católica, con el estatuto de observador permanente en las Naciones Unidas.


 En el museo de la catedral, se encuentra la obra de arte más famosa y valiosa de la iglesia, el cuadro de La Decapitación de San Juan Bautista, del pintor  Caravaggio. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario